Plancha pelo Orbegozo pl 2000

Encuentra tu plancha de pelo al mejor precio con nuestro buscador de ofertas

 

La estructura de esta plancha pelo Orbegozo pl 2000 está bien hecha y es duradera, manteniéndose fría en el momento en que las placas están calientes, y los controles están bien situados para facilitar el acceso, sin pulsaciones accidentales.

Esta plancha pelo Orbegozo pl 2000 permite alisar, rizar y ondular el pelo de forma veloz y segura al unísono que lo protege.

Sin duda, esta es la mejor plancha para cabellos singularmente largos por su diseño de placas anchas.

La mayoría de las planchas de pelo sostienen una temperatura incesante para resguardar el pelo de los daños causados por el calor elevado y su tecnología garantiza un calor uniforme en toda la plancha para conseguir un peinado traje.

Ahora en ofertaMás vendido Nº 1
Orbegozo SE 2205 - Secador de pelo profesional, motor AC, 2200W, 2 velocidades, 2 niveles de temperatura, botón aire frío y protección contra sobrecalentamiento
  • Motor AC profesional con potencia de 2200 W
  • Tiene 2 potencias
  • Viene con 2 concentradores de aire y difusor para dar volumen
  • Combina la velocidad y la temperatura para precisión

 

Cargar más productos

 

Plancha pelo Orbegozo pl 2000 al mejor precio

No son oponentes para las placas oscilantes de Bio Ionic. Las veloces pulsaciones alargan los mechones y tiran de los rizos para contemplar cada centímetro mientras pasas la plancha, reduciendo el número de veces que tienes que regresar a retocar una sección.

Conseguir un look súper liso y elegante con el pelo rizado puede ser bien difícil. O se tarda una eternidad o el pelo nunca se alisa precisamente bien. Pero esta plancha está desarrollada particularmente para el pelo grueso y rizado. Tiene cinco ajustes de calor entre 260 y 410 °F, lo que te deja personalizarlo en función de de qué manera quieras peinar tu cabello. Asimismo tiene un microchip incorporado para asegurar que la plancha se mantenga a la misma temperatura durante toda la sesión de peinado, a fin de que no debas inquietarte por el sobrecalentamiento de tus mechones.